- -
UPV
 
21/10/16
Noticia
Encuentra tu playa bajo el adoquín. Teatro

Fecha: viernes, 21 de octubre de 2016
Hora: 19.00 h
Lugar: Auditorio Alfons Roig

¿Logramos encontrar lo que buscamos o a quien buscamos? Encuentra tu playa bajo el adoquín plantea esta temática, de ahí que trate de las utopías y de las distopías, de las personas que tienen encuentros dichosos y de quienes sólo consiguen desencuentros.
Situadas en tiempos y espacios diferentes y en registros narrativos distintos, las tres obras que componen este montaje comparten realidad y ficción, moviéndose en espacios posibles e imposibles. La primera pieza, resultado del trabajo de creación colectiva efectuado por los miembros del Aula, sucede en la actualidad, dentro un ciber al que acuden gentes solitarias que bucean por foros de internet con la intención de encontrar a ese alguien con quien compartir su más o menos mezquina vida. Pero una vez Conecta2, la suerte está echada.
Aunque la máquina de sumar [The Adding Machine], del dramaturgo norteamericano Elmer Rice, figura representativa del expresionismo en Estados Unidos, se estrenase en 1923, la obra que vemos en escena es intemporal, como lo son los personajes que la narran. La pieza nos muestra la vida del Sr. Cero, un oficinista que lleva mucho tiempo trabajando en la misma empresa mientras espera, año tras año, un aumento de sueldo y una promoción que nunca llegan. Daisy lleva trabajando todo este tiempo junto a él. Es evidente que le ama pero Cero no se da cuenta, ya que sólo piensa en su fracasado matrimonio y fantasea con la idea de serle infiel a su mujer. Adaptación libre de la obra teatral de Rice, la presente producción incide en lo que esperan cada uno de los personajes. Mientras que Cero sólo quiere ser valorado y ganar más dinero, Daisy espera conseguir el amor imposible.
Lubines, adaptación libre de un cuento de José María Merino, nos transporta al siglo XXIII, a un mundo distópico en el que la casi totalidad de especies animales ha desaparecido y con un planeta, la tierra, que no puede alimentar a los millones de seres que alberga. La ingeniería genética trabaja sin cesar para conseguir especies que puedan satisfacer las necesidades de la población y, según parece, acaban logrando una. Sin embargo, y dado que el tiempo no es un concepto lineal ni absoluto, comprobamos que hay grupos humanos que residen en diferentes coordenadas temporales. Algunas sociedades, que viven en lugares alejados, han conseguido mantener un estilo de vida propio. En la obra se puede comprobar cómo, a causa de los llamados lubines, estos dos modos de vida colisionan provocándose transformaciones en ambas partes.


EMAS upv